Historia - Los Capuchinos

El Convento Capuchino de Jerez

En el año 1.661, siendo provincial Fray Francisco de Jerez, los capuchinos fundan un convento en nuestra ciudad. Fray Pedro de Urbino, Arzobispo de Sevilla, recibió el 12 de Enero del citado año a los primeros frailes, el padre Feliciano de Córdoba y el padre Antonio de Córdoba. La fábrica del convento se dispuso en el lugar llamado “Valle de San Benito”.

La capilla fue bendecida el 6 de Febrero, dedicándose al Beato Félix de Cantalicio, bajo la dirección del arquitecto padre Francisco de San Clemente. La Iglesia se terminó el 30 de Octubre de 1.679 consagrándose a la Purísima Concepción.

Después de la Desamortización de Mendizábal, el convento se dedicó a hospital de niños pobres y la Iglesia pasó a formar parte de la Mitra hispalense.

A petición de los religiosos el Sr. Arzobispo Coadjutor de Sevilla Bueno Monreal, por decreto del 26 de Febrero de 1.955 concedió a los Capuchinos parte del convento e Iglesia antigua, propiedad de la Orden.

Siendo primer Guardián de Jerez Fray Jerónimo de Málaga se funda la Hermandad de la Defensión.

Ante el estado ruinoso de los edificios, los capuchinos emprenden la nueva edificación, colocando en el mismo lugar, Monseñor Antonio Del Val, Obispo Vicario, la primera piedra. En dicho acto firmó el Acta de Fundación el padre José María de Pozo Blanco. En 1.973 se bendijo la nueva Iglesia, consagrada a la Divina Pastora.